Cuidados de plantas de interior en Primavera

En muchas ocasiones la llegada de la primavera marca la agonía lenta y certera de las plantas y es que aunque parezca que la estación más difícil se ha ido, se requieren ciertas atenciones para poder aprovechar esta temporada. Conoce y aplica estos cuidados de plantas de interior en primavera y observa cómo tus pequeñas desarrollan todo su potencial. 

Enfrentando la primavera

El invierno es el momento en que las plantas entran en reposo y no es hasta febrero en que las plantas comienzan a despertar, poniendo en marcha los procesos de crecimiento. El problema es que con el cambio de temperatura y luz tan súbitos, la planta puede estresarse si no se expone deforma gradual a estos estímulos. 

Por otra parte, la llegada de esta nueva estación supone cambios medioambientales que favorecen la aparición de insecto y plagas. Es vital prestar atención a los cambios de cada planta y prepararla para que enfrente la primavera con sus mejores galas. 

Consejos para cuidar plantas en primavera

  • Poco a poco

Las plantas de exterior han tenido tiempo para adaptarse de forma gradual a los cambios de luz y temperatura, pero las plantas de interior que se han refugiado en el interior de tu hogar han mantenido ciertas condiciones ambientales, por lo que sacarlas de buenas a primeras a que reciban aire, luz y sol puede matarlas. Hay que ir poco a poco. No las expongas al sol directo ni al exterior de buenas a primeras. Acércalas a la ventana, déjala sentir el sol y cuando las temperaturas estén más estables, puedes sacarlas.

  • Cuidado con las corrientes de aire

Con el aumento de la temperatura solemos abrir más las ventanas para refrescarnos y ventilar los espacios. Estas corrientes de aire pueden golpear las plantas de lleno, estresarla y hacer que se le caigan las hojas. Retíralas de estas vías de aire, de hecho la gran mayoría de las especies tropicales resienten las corrientes de aire directas. 

  • Presta atención al riego

La primera conclusión que sacamos es que como hace más calor, hay que regar más; esto no es del todo cierto y puede hacer que encharques la planta, produciendo hojas amarillas y caídas. Recuerda que no hay reglas estrictas en cuanto al riego. El mejor indicador de si le hace falta agua o no siempre será el sustrato: introduce los dedos en la tierra y si está seca, riega. En caso contrario espera un par de días. Esto te permitirá notar los nuevos patrones de riego de tu planta en esta temporada. 

  • Abonar y alimentar

La primavera es el momento ideal para abonar y alimentar tu planta. Esta es la época del desarrollo, crecimiento y floración, así que debes proporcionarle todos los nutrientes necesarios para que pueda completar su ciclo de crecimiento. Recuerda que no todos los abonos son iguales, así que deberás adquirir alguno adecuado para su especie. También es posible usar algunos abonos caseros, aunque estos pueden no ser tan efectivos como los comerciales. 

  • Poda selectiva

Esto debería hacerse entrando el invierno o comenzando la primavera. Quita las hojas mustias, ramas secas o enfermas, malas hierbas si las hubiera y tallos que no han terminado de desarrollare. No temas, que esto estimulará el crecimiento de la planta, la hará más frondosa y espléndida pue los brotes nuevos saldrán con mucha más fuerza.  

  • Cuidado con las plagas

En primavera no sólo se despiertan y reproducen las plantas, sino que los insectos también sienten esta necesidad increíble de reproducirse y multiplicarse, por lo que no es de extrañar que durante esta temporada invadan tus plantas. Necesitas un plan de acción que te permita prevenir y atacar en caso de ser necesario.

Revisa el envés de las hojas, los tallos y flores. Busca puntos, manchas, agujeritos y demás alteraciones físicas. Revisa el sustrato en busca de bichitos indeseados. Aprende a identificar las plagas más comunes, como las cochinillas y los hongos. Si vives cerca de parques o de zonas con vegetación te conviene adquirir un insecticida multipropósito como prevención.

Con estas atenciones sencillas lograrás que tus plantas luzcan sus mejores galas primaverales y se vistan de colores. Más flores, hojas más lustrosas y abundantes son sinónimo de plantas felices y bien cuidadas, además de dueños felices. 

¡Compártelo con el mundo!
Sobre la autora
Ame Rodríguez

Dedicada a crear un ejército de cactus, suculentas, poodles y gatos que me ayuden a conquistar el mundo. En el poco tiempo libre que me queda, juego, escribo y bailo.

Recibe tu planta a domicilio 🕊

5€ de descuento

en tu primera compra
¡Suscríbete y únete al club!

#LoveBeGreen


Acepto los términos de uso y la política de privacidad.