s>

¿Cómo respiran las plantas?

¿Alguna vez te has preguntado cómo respiran las plantas?

Como todos los seres vivos, las plantas necesitan respirar para vivir. Para que entiendas bien como se realiza este proceso, en este post vamos a hablar de cómo y por dónde respiran las plantas.

La respiración de las plantas

A través de la energía que obtienen del sol todas las plantas tienen la capacidad de realizar la fotosíntesis para fabricar sus propios “alimentos”. Pero además son capaces de realizar el mecanismo inverso, que también es vital para su desarrollo y supervivencia.

Absorben oxígeno, expulsan dióxido de carbono

Podemos definir la respiración vegetal como el proceso mediante el cual las plantas absorben oxígeno del aire, y utilizando sus reservas de azúcares, lo transforman en dióxido de carbono y vapor de agua, que emiten al exterior. De alguna manera, la respiración de las plantas es el proceso contrario a la fotosíntesis.

Las planas utilizan el CO2 (dióxido de carbono) presente en el aire para fabricar hidratos de carbono y oxígeno, que después usarán como fuente de energía para la fotosíntesis. La planta realiza la fotosíntesis a través de las hojas y tallos mientras que para respirar también utiliza las raíces.

El proceso de respiración es más intenso durante las horas nocturnas. Se realiza de la siguiente manera: la planta capta el oxígeno a través de unos diminutos orificios denominados estomas, ubicados en las hojas. Los estomas se abren y cierran cuando la planta respira o transpira. La respiración en la que forma parte el oxígeno se denomina “aeróbica”

Las plantas respiran de dos formas:

  • Respiración oscura: es la que se realiza con o sin luz
  • Foto-respiración: es la que se realiza solo cuando hay luz.

Como influye la temperatura del aire en la respiración de las plantas

Como todo ser vivo, también las plantas necesitan respirar durante todo el día para sobrevivir. Sin embargo, este hecho se intensifica por la noche, una vez finalizada la fotosíntesis durante las horas de Sol.

Para que una planta pueda respirar en óptimas condiciones, la temperatura nocturna deberá ser inferior a la diurna, ya que en caso contrario podría sufrir estrés.

Veámoslo con un ejemplo: pensemos en un corredor. Durante el recorrido, el ritmo de su respiración se incrementará y aumentará su temperatura corporal. Esto mismo ocurre con las plantas: mientras mayor sea la temperatura ambiental, más rápido tendrá que respirar la planta y, en consecuencia, su temperatura aumentará.

El incremento de la temperatura dará como resultado que las flores sufran daños y que la planta crezca a un ritmo inferior.

La planta también respira por las raíces

Las raíces también necesitan oxígeno. Como ya hemos señalado, uno de los lugares por el que la planta respira son las raíces.

El sustrato en el que estas están enterradas sirve, entre otras funciones, como lugar en el que intercambiar el aire entre la zona en la que están las raíces y la atmósfera. Es decir, que las plantas, al igual que el resto de seres vivos, necesitan el oxígeno para respirar y vivir.

No todas las plantas precisan las mismas cantidades de oxígeno. Cada una es diferente, y sus necesidades de oxígeno también lo son. Para las plantas que necesiten mucho oxígeno será necesario utilizar un sustrato que permita un buen drenaje y aireación, mientras que otras especies precisarán preferentemente un sustrato capaz de retener el agua.

Uno de los mecanismos de defensa que utilizan las plantas para sobrevivir ante el exceso o defecto de agua, es crear raíces en el tallo, a la altura de la copa de las raíces. Para que esto resulte efectivo el nivel de humedad en el aire deberá ser elevado con el fin de que las raíces puedan crecer y sostenerse fuera de la tierra.

La clave para una planta feliz es que sus raíces se desarrollen. Las raíces también pueden obtener oxígeno del suelo, (aunque en menor medida que la que obtienen del aire).

Por eso es muy importante regar hasta conseguir drenar el sustrato, a fin de que el aire estancado se renueve por oxígeno nuevo.

También debemos tener en cuenta la temperatura del sustrato, ya que mientras mayor sea, menor cantidad de oxígeno habrá en el agua. 

¿Por qué el sustrato orgánico debe estar bien aireado?

Debemos tener en cuenta la importancia que tiene la respiración para los elementos orgánicos.

Las raíces están repletas de microorganismos que convierten los nutrientes en iones que después la planta utilizará. Para que dichos microorganismos puedan a su vez respirar y desarrollarse, también necesitan oxígeno. Por tanto, el sustrato de la planta deberá contener un nivel de oxígeno suficiente tanto para la planta como estos microscópicos organismos.

En este caso, lo mejor para las plantas de cultivo, será utilizar un sustrato altamente poroso y usar tiestos de buena profundidad, que permitan un correcto drenaje y dejen un buen depósito de aire.

 

Consejos para que tus plantas respiren

  • Para poder respirar, la planta necesita absorber el oxígeno presente en el aire y disuelto en el agua. Por eso, podríamos creer que mientras mayor cantidad de agua les demos, más cantidad de oxígeno obtendrán… ¡pero cometeríamos un gran error!
  • Las plantas solo tienen capacidad para absorber una cantidad limitada de agua. La proporción aproximada sería de 0,2 a 1 mg de oxígeno por gramo de raíz/hora. Esto, traducido, significa que un exceso de agua solo hará que la planta se asfixie y muera.
  • También conviene recordar que mientras más alta sea la temperatura del sustrato, más tardará el oxígeno en disolverse.
  • Es necesario adecuar los riegos a las condiciones climáticas de la zona para que las plantas puedan desarrollarse de forma correcta. Para ello se utilizará el tipo de sustrato más adecuado a cada especie. Para comprobar si necesita agua, bastará con introducir en la tierra una fina varilla de madera. Si sale seca y limpia, habrá que regar.
     
¿Sabías que un sustrato demasiado denso o el exceso de agua puede matar a tus plantas?

Saber cómo respiran las plantas te ayudará a darles los cuidados y atenciones que precisan para que crezcan fuertes y hermosas. ¡Déjalas que respiren!

¡Compártelo con el mundo!
Sobre la autora...
Yvonne Briones

Hay algo que las plantas y la creación de contenido tienen en común: la geometría natural. Me encanta crear el contenido visual y manejar las campañas de Be.Green.

10% de descuento

en tu primera compra
¡Suscríbete y únete al club!

#LoveBeGreen


Acepto los términos de uso y la política de privacidad.