La importancia de un buen ambiente en el trabajo

Lidiar con el estrés laboral día tras día, para acercarte o asentar tu carrera profesional de tus sueños, es  más que difícil.  Si bien cada persona pasa una gran parte de su vida en el trabajo, es  importante crear un equilibrio entre la vida dentro y fuera del trabajo.

Por lo tanto, es innegable que diseñar un lugar de trabajo con positividad es esencial para nuestro éxito profesional y también para el éxito de una empresa.

Un entorno laboral positivo, clave de bienestar

 Tener un lugar de trabajo sin conflictos, en el que todos se sientan a gusto con sus tareas y estén acorde con sus capacidades,  tiene muchos efectos positivos en el empleado y en los resultados de la empresa.

Si las personas estamos felices en el lugar de trabajo y el entorno en el que nos encontramos cada día, es probable que seamos más productivas y cometamos menos errores.  Además, cuando cada empleado se carga de energía positiva, el contagio de las buenas vibraciones es inevitable. El hecho subyacente es que la positividad es tan contagiosa como la negatividad.

Un entorno de trabajo deficiente puede ralentizar la productividad, lo que lleva a los empleados a desmotivarse y, finalmente, a renunciar a su lugar de trabajo. Por otro lado,  con mucha frecuencia se observa que las malas condiciones de trabajo también  pueden causar problemas de salud a largo plazo, como estrés, ansiedad y depresión. Sin embargo, si alentamos y fomentamos que los empleados trabajen en un ambiente  positivo, motivador e inspirador, la empresa puede generar enormes beneficios y el  éxito general.

Un entorno de trabajo saludable incluye soluciones de diseño  energéticamente eficientes y un diseño innovador que ayuda a crear un lugar de trabajo con un buen ambiente.

 

 

Qué puede aportarnos un entorno laboral positivo

Un ambiente de trabajo positivo debe hacer que los empleados se sientan satisfechos.

Porque cuando los empleados están contentos, suceden cosas increíbles en la empresa. Por ejemplo, un buen ambiente de trabajo elimina el estrés y la negatividad y provoca un impulso en la productividad de los empleados. Cuando los empleados están contentos y motivados, invierten toda su energía para garantizar los mejores resultados.

Además, en un buen ambiente de trabajo, los empleados siempre tienen una actitud positiva donde están abiertos a los desafíos y al aprendizaje. Un entorno de trabajo deficiente, por otro lado, conduce a la permeabilidad del trabajo y una atmósfera tóxica.

Sin embargo, en un entorno de trabajo adecuado, los empleados se sienten más creativos a la hora de ofrecer soluciones, ya que están inspirados y motivados. Además, tienen más probabilidades de asumir riesgos y decir que sí con más frecuencia. Por lo tanto, la  clave para ganar en el mundo empresarial es primero ganar el lugar de trabajo.

El trabajo en equipo, clave para atmósferas positivas

Un entorno de trabajo que aliente a los empleados a realizar proyectos colaborativos y trabajar en equipo es siempre positivo para la empresa, ya que los trabajadores están más dispuestos a comprometerse con sus compañeros de trabajo y a mantener una relación constructiva con ellos.

Además, muchos estudios han apuntado que la felicidad es contagiosa, así que si estamos en un ambiente de trabajo saludable y positivo, el “buenrollimo” se extenderá por todo el lugar de trabajo como un incendio forestal.

Decorar con plantas la oficina, posibilidad y buen ambiente

Si te gusta decorar tus espacios favoritos con plantas, te recomendamos que hagas lo mismo en la oficina. Esta es una de las mejores maneras de darle un toque personal y estiloso a tu oficina o coworking. Generar un espacio personalizado, en el que te sientas como en casa, que sea la expresión de tu carácter y aporte un toque verde a tu oficina, hará que todo fluya mejor. Y es que para decorar un lugar con plantas, la única

limitación son tus ganas de querer cuidar a estos seres vivos.

Además, muchas plantas aromatizarán el ambiente, purificarán el aire y darán un toque acogedor al espacio. Puedes crear desde un jardín colgante interior, una manera ideal de colocar suculentas y cactus, hasta colocar por los estantes de la oficina maceteros llenos de plantas con flores de colores.

¿Como alimentar un buen ambiente de trabajo?

Lo más importante es generar valores positivos en el lugar de trabajo. Un comportamiento demostrativo que ejemplifique el mayor compromiso con la calidad y el servicio mutuo, la empresa y los clientes es una de las claves para alimentar un buen ambiente de trabajo.

Además, se deben ofrecer espacios de relax y desconexión. Las personas que disfrutan de ir al trabajo se sienten apreciadas, reconocidas y recompensadas. No hay signos de miedo, dominación, acoso, acoso sexual e intimidación. Sólo así florece la creatividad, la productividad y el pensamiento innovador y los trabajadores asumen la responsabilidad de sus acciones y decisiones.

La comunicación honesta, imprescindible para mejorar en tu trabajo

Otra de las claves para tener un buen ambiente de trabajo es que todos se comuniquen con las cartas sobre la mesa, resolviendo las dificultades de manera positiva. Así pues la cooperación, el apoyo y el empoderamiento hacen posible una atmósfera de trabajo productiva y feliz.

Además, la amabilidad y la comprensión prevalecen cuando los empleados enfrentan desafíos como accidentes, enfermedades, tragedias personales y desastres naturales.

Las personas suelen hacer un esfuerzo adicional por los demás cuando se les trata bien y con comprensión, compasión y respeto.

Y es que todos necesitamos reconocimiento, aprecio y gratitud para estar motivados. Los cumplidos, recompensas, bonificaciones, aumentos y promociones son aceite en la maquinaria de motivación.

La salud, la familia y el medio ambiente, lo primero

Otra de las claves para mantener un buen ambiente en el trabajo son las opciones y ventajas que ofrece una empresa para mejorar la calidad de vida de sus trabajadores.

Si tu compañía ofrece un seguro de salud integral, con programas para adelgazar, dejar de fumar o abandonar el abuso de sustancias, está cuidando de sus empleados.

También influyen los pequeños detalles: que la cafetería  corporativa ofrezca un menú saludable y adecuado a todos los bolsillos, que el gimnasio de tu empresa esté bien equipado, que ayuden a la conciliación familiar, que el lugar cuente con iluminación natural o que la organización sea consciente del medio ambiente fomentando la energía solar y el reciclaje.

Así pues, recuerda que, resumiendo, para un buen ambiente de trabajo, es importante que cuentes con al menos un 70% de las siguientes opciones. Y si no es así, es hora de repensar tu lugar de trabajo o pedir ayuda a recursos humanos:

1.  Ambiente abierto, comunicativo y que se fomente el trabajo en equipo.

2.  Ayudas a los trabajadores, adecuadas a cada persona: ascenso laboral, aumentos de sueldo, ayuda a la conciliación familiar, etc…

3.  Que se te permita personalizar tu espacio, ya sea con fotos, plantas, imágenes motivadoras o lo que tú decidas.

4.  Empatía y comprensión: que tus superiores te escuchen y quieran que estés satisfecho.

5.  Sentir que tu opinión es válida.

6.  Que se permita el trabajo colaborativo, para mejorar los puntos de vista.

7.  Que se estimule la creatividad.

8.  Sentir que vas a poder seguir aprendiendo.

9.  El espacio acompaña a tu bienestar: tiene luz natural, está cuidado, limpio y ordenado.

10.          Cuando estás muy estresado, puedes encontrar soluciones prácticas que mejoran tu situación.

¡Compártelo con el mundo!
Sobre la autora
Ame Rodríguez

Dedicada a crear un ejército de cactus, suculentas, poodles y gatos que me ayuden a conquistar el mundo. En el poco tiempo libre que me queda, juego, escribo y bailo.

Recibe tu planta a domicilio 🕊

5€ de descuento

en tu primera compra
¡Suscríbete y únete al club!

#LoveBeGreen


Acepto los términos de uso y la política de privacidad.